La Casa Guevara de Lorca mostrará una serie de la restauración de la Constitución de 1812

Lorca: La Casa Guevara de Lorca mostrará una serie de la restauración de la Constitución de 1812

c505218304b50c59c3659f6dda43bae7-links-1–>c505218304b50c59c3659f6dda43bae7-shortcode-0–>

Se exhibirá en una vitrina en el “Salón Rojo” con una amplia selección de la colección que atesoraba la última residente del inmueble, Concepción Sandoval Moreno.

Entre las piezas encontramos huesos, nácar, caparazones de tortuga e incluso palitos de papel prensado que se utilizaban en duelos, carnavales y otras celebraciones.

Santiago Parra Soriano, concejal de Cultura: “Debe datar de 1820, año del inicio del llamado ‘trienio liberal’. La escena principal es una alegoría de “Pepa”

26 de febrero de 2024. La Casa Guevara exhibirá dos abanicos dedicados a la Constitución de 1812 y uno a la amnistía general concedida por el rey Fernando VII. “La Constitución debe datar de 1820, año en que se inició el llamado ‘trienio liberal’. El escenario principal lo ocupa una matrona con corona mural y manto de armiño sentada en un trono, alegoría de ‘Pepa'», afirmó este lunes el concejal de Cultura, Santiago Parra Soriano.

En el cielo del país del aficionado, aparece un cartel a modo de “cuadro de leyes” que dice: “Constitución de España de 18 de marzo de 1812”. Frente a ella, un ex caballero español liberándose de las cadenas que representan el gobierno absolutista del monarca. Y bajo esta escena, el siguiente verso: “La constitución sabia triunfa sobre la opresión. »

A la izquierda se agrupan simbólicamente los beneficios que traería a la Nación la aplicación de la Carta Magna: abundancia gracias al progreso en la agricultura, la industria y las artes. A la derecha, un león con un orbe bajo las patas delanteras indica la influencia generalizada del estandarte tanto en la península como en los territorios de las colonias; Sobre él, una corona real adherida encima de una copia de la Constitución.

Abajo, el verso que explica la monarquía parlamentaria en la que entonces entró España: “Amantes de mi Ley, yo también estoy enamorado de mi Rey”. Au dos de l’éventail, entre les paumes, on peut lire un résumé des nouvelles conceptions politiques apportées par la déclaration sur l’irrigation : « La bonne Constitution protège la religion, voulant qu’elle soit la loi, la règle et la norme del Rey «.

Estos tres abanicos constituyen la amplia selección de la preciosa colección de la última habitante de la Casa Guevara, Concepción Sandoval Moreno, que será exhibida en una vitrina y enmarcada en el “Salón Rojo”. “La colección está formada por más de cien abanicos. Era imposible mostrarlos todos, por eso hemos hecho una selección que incluye desde aquellos que se hicieron para eventos importantes y cuya vida efímera hace aún más interesante su conservación, hasta otros de luto, celebración y carnaval”, explicó el Alcalde de Cultura.

La colección que se presentará incluye diversos materiales de construcción. “Los hay con conexiones de hueso, nácar, carey y hasta papel prensado. Mientras que el país podría estar hecho de cabrito, de tela o de papel”, explicó. Entre los más antiguos que muestran galimatías, que podrían ser entre 1810 y 1830. «Galantes», con escenas de amor en un jardín. El llamado «grand tour», que representa vistas de aquellas ciudades europeas que constituyeron puntos de interés en los viajes de la burguesía. Y personalizado, con las iniciales del nombre del propietario o con el escudo familiar, incluido el que podría pertenecer a la madre de la baronesa de Petrés y Mayals, Encarnación Moreno Musso.

La mayoría de los abanicos expuestos pertenecen al siglo XIX. Entre los más característicos encontramos uno con tallos de hueso abundantemente calados, decorado con aspas y una fuente con motivos florales en oro y plata. El doble country está realizado en seda pergamino, a modo de plumas, pintado a mano en el anverso con grupos de personajes vestidos típicamente, enmarcados por cenefas de flores. Se trata de un abanico francés, de principios del siglo XIX, con decoración española de temática sevillana.

Otro objeto significativo, un abanico de primavera francés con finos tallos de nácar, decorado en aspas y una fuente de espejos y calados con flores, cruces y aspas. El país doble está confeccionado en seda blanquecina, pintado con palomas, mariposas y flores y decorado con lentejuelas plateadas de diversas formas. Y el caparazón de una tortuga es un caparazón pequeño. De origen oriental, está abundantemente esculpido con escenas de costumbres chinas, con grupos de personajes entre la arquitectura y la vegetación. Los tallos están conectados por una cinta de raso roja y un clavo de metal con pompón.

Los abanicos, de los siglos XIX y XX, forman parte de la colección de bienes muebles contenida en la Casa de Guevara, que suma 790 objetos. Entre ellos, 250 estaban vinculados a la declaración de Bien de Interés Cultural del edificio realizada el 21 de noviembre de 2008. Entre estos bienes se encuentran muebles, tejidos singulares, grabados, cerámicas o esculturas y toda la galería de arte. Para estos últimos se ha creado un “Plan de Mecenazgo” que pretende recuperar cerca de medio centenar de cuadros que requieren una atención especial, recordó el concejal de Cultura.

Estas piezas, una vez restauradas, serán expuestas en una sala especialmente diseñada para tal fin. De esta forma podrás conocer los detalles no sólo de su ejecución, sino también del proceso de rehabilitación antes de regresar a su lugar original en la casa.

La Casa Guevara estará abierta al público este miércoles. Lo hará por la tarde. Las jornadas de puertas abiertas durarán dos semanas. Una vez finalizados, comenzarán los recorridos, que tendrán una duración más larga y contarán con un guía que ofrecerá detalles no solo sobre la casa o los habitantes que la ocuparon, sino también sobre las importantes obras de arte que allí se albergan. Entre ellos, pinturas de Pedro Camacho Felizes de Alisén, Goiovanni Battista Salvi (“Sassoferrato”), Francken, Pérez Villaamil, Horacio Lengo, Rafael Monleón, Ramón Stolz y Manuel Harmsen.



Fuente de la Noticia

Fuente de la imagen: www.lorca.es

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *